QUÉ ES LA TALASOPLAYA

La idea que presentamos se centra en desarrollar un producto turístico enormemente innovador que se sitúa entre el segmento de “sol y playa” y el segmento de salud, concretamente en su subsegmento de talasoterapia, Se trata de una hibridación entre ambos que denominamos “Talasoplaya”.

Antes de detallar en qué consiste este novedoso producto es conveniente realizar cierta contextualización acerca del entorno en el que tiene lugar y de los conceptos que estamos tratando.

La idea de partida es la siguiente: las playas son el mayor yacimiento de salud natural del planeta. Este principio está grabado en el código instintivo de muchísimas especies y en  poco más de medio siglo de frecuentación de la playa se ha integrado también en el código cultural de toda la  humanidad, exactamente igual que si existiera un sustrato instintivo que ha impulsado con una fuerza increíble la migración universal hacia la playa.

La talasoterapia – término que proviene del griego thalassa (mar) y therapeia (cura) – consiste en el uso terapéutico de los baños y del aire de mar; es el aprovechamiento del agua de mar y del clima marino para la salud. En un principio se ha reservando este término para los balnearios de agua de mar, pero con este proyecto se pretende extender también el concepto de talasoterapia a su lugar de nacimiento: las playas.

El objetivo de este proyecto es definir totalmente la playa; tomar conciencia plena de las riquezas y posibilidades que atesora en orden a un producto que toda la población desea: salud y bienestar en formato lúdico, placentero y relajado, a lo que están acostumbrados los que frecuentan la playa. En este contexto, la playa debe definirse como el espacio prodigioso de la interfaz entre el mar, la tierra y el aire: el lugar privilegiado para recargar energías y para poner el cuerpo y el espíritu en armonía con la naturaleza.

El poder terapéutico de la playa es muy superior al que ofrecen los centros denominados de talasoterapia, cuya mayor virtud es poder ofrecer todo el año agua de mar caliente (e inevitablemente tratada) con confortables complementos balnearios. Para realzar y visualizar el valor talaso de la playa, basta añadirle algunos elementos propios de un centro talaso, de tal modo que las playas potenciadas así se perciban como un híbrido entre la playa clásica y el centro de talasoterapia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s